Crotale (Sistema de Misiles para Defensa Aérea de Corto Alcance)

El sistema de misiles para defensa aérea de corta distancia conocido como el modelo Crotale (serpiente de cascabel) tiene sus orígenes en una orden de origen sudafricano, ya que en al año 1964, Sudáfrica ordenó a la Thomson-Houston (más tarde conocida como Thomson-CSF y en la actualidad Thales) que llevara a cabo el desarrollo de un sistema especialmente diseñado para la defensa de puntos estratégicos, de modo que el desarrollo del mismo fue principalmente financiado por la misma Sudáfrica y de forma parcial por parte del gobierno francés, lo que trajo como resultado que el sistema en cuestión fuese desarrollado justo a finales de la década de los 60, tras lo cual estos sistemas fueron entregados oportunamente al gobierno de Sudáfrica entre los años 1971 y 1973, siendo designado localmente como “El Cactus”, aunque poco tiempo después de ello la Fuerza Aérea Francesa ordenó este mismo sistema para su uso en la defensa del campo de aviación, nombrando al mencionado sistema como Crotale, por lo que el mismo entró en servicio por primera vez en algún momento durante el transcurso del año 1972, además de que en el año 1978 un total de 20 baterías fueron entregadas al destinatario, aparte de que el sistema Crotale constituye uno de los diseños SAM más exitosos jamás construidos. Por otro lado, este particular sistema de defensa aérea aún se encuentra en constante evolución y ha seguido estando en producción por más de 40 años, además de que se ha construido una amplia gama de variantes, de modo que ya para este preciso momento el mismo se encuentra en servicio activo en al menos 15 países alrededor del mundo, al tiempo que el modelo Crotale consiste en un sistema para la defensa de puntos, siendo diseñado para la protección de objetivos con un alto valor a nivel estratégico, tales como aeródromos, bases militares, depósitos de municiones, entre otros más, por lo que las función original del diseño presente en el Crotale consistía en interceptar aviones supersónicos de vuelo bajo, mientras que el vehículo TELAR que viene incluido con el sistema está basado principalmente en un chasis blindado modelo Thomson-Hotchkiss P4R del tipo 4×4, el cual lleva consigo unos 4 misiles y está equipado con un radar de acoplamiento, aparte de que también cuenta con un sistema óptico para la puntería.

De igual manera, la armadura del vehículo anteriormente mencionado proporciona la protección suficiente contra el fuego proveniente de armas pequeñas y de las piezas de artillería, además de que el vehículo TELAR puede ser operado por una tripulación conformada por apenas tres personas, siendo accionado en todo momento por un potente motor de gasolina o diesel que cuenta con un alternador, el cual sirve para accionar los motores eléctricos que conducen las ruedas, pero aún así es importante destacar que la movilidad de este vehículo tiende a ser bastante limitada, ya que fue especialmente desarrollado como un sistema para la defensa de puntos, en lugar de operar junto a los elementos de maniobra de la fuerza terrestre, al tiempo que se tarda alrededor de unos 5 minutos para lanzar misiles mientras viaja, de modo que también existe una variante remolcada, la cual es menos móvil que la original, por lo que un misil del tipo estándar tiene alrededor de 3 m de largo y pesa como unos 84.5 kg, contando a su vez con un motor para cohete totalmente basado en el combustible sólido, lo que da al misil en cuestión una velocidad máxima de Mach 2,3 (equivalente a unos 750 m/s aproximadamente) y un alcance de unos 12 km, aparte de que puede acoplar helicópteros, aviones, misiles de crucero, misiles aire-tierra y misiles anti-radiación. Por otro lado, el rango mínimo de fuego es de entre unos 500 a 700 m, por lo que puede alcanzar objetivos a una altitud de unos 5,5 km, además de que el misil cuenta con una ojiva de unos 15 kg del tipo (HE-FRAG) con fusibles de contacto y de proximidad, de manera que un solo misil tiene una probabilidad de éxito del 80%, mientras que si se lanzan dos misiles con el mismo objetivo, la probabilidad de éxito se incrementa a un 96%, al tiempo que la Unidad de Adquisición y Coordinación del Crotale (ACU) está basada en el mismo chasis blindado modelo Hotchkiss P4R del tipo 4×4, estando equipado con radar de adquisición, por lo que este vehículo es capaz de detectar objetivos, los rastrea e identifica, indicando al mismo tiempo si se trata de un amigo o enemigo, aparte de que la ACU puede detectar hasta un total de 30 objetivos y seguir a unos 12 más de manera simultánea.

 

  • Puntuación
5

Resumen

El sistema de misiles para defensa aérea de corta distancia conocido como el modelo Crotale (serpiente de cascabel) tiene sus orígenes en una orden de origen sudafricano, ya que en al año 1964, Sudáfrica ordenó a la Thomson-Houston (más tarde conocida como Thomson-CSF y en la actualidad Thales) que llevara a cabo el desarrollo de un sistema especialmente diseñado para la defensa de puntos estratégicos, de modo que el desarrollo del mismo fue principalmente financiado por la misma Sudáfrica y de forma parcial por parte del gobierno francés, lo que trajo como resultado que el sistema en cuestión fuese desarrollado justo a finales de la década de los 60, tras lo cual estos sistemas fueron entregados oportunamente al gobierno de Sudáfrica entre los años 1971 y 1973, siendo designado localmente como “El Cactus”, aunque poco tiempo después de ello la Fuerza Aérea Francesa ordenó este mismo sistema para su uso en la defensa del campo de aviación, nombrando al mencionado sistema como Crotale, por lo que el mismo entró en servicio por primera vez en algún momento durante el transcurso del año 1972, además de que en el año 1978 un total de 20 baterías fueron entregadas al destinatario, aparte de que el sistema Crotale constituye uno de los diseños SAM más exitosos jamás construidos. Por otro lado, este particular sistema de defensa aérea aún se encuentra en constante evolución y ha seguido estando en producción por más de 40 años, además de que se ha construido una amplia gama de variantes, de modo que ya para este preciso momento el mismo se encuentra en servicio activo en al menos 15 países alrededor del mundo, al tiempo que el modelo Crotale consiste en un sistema para la defensa de puntos, siendo diseñado para la protección de objetivos con un alto valor a nivel estratégico, tales como aeródromos, bases militares, depósitos de municiones, entre otros más, por lo que las función original del diseño presente en el Crotale consistía en interceptar aviones supersónicos de vuelo bajo, mientras que el vehículo TELAR que viene incluido con el sistema está basado principalmente en un chasis blindado modelo Thomson-Hotchkiss P4R del tipo 4×4, el cual lleva consigo unos 4 misiles y está equipado con un radar de acoplamiento, aparte de que también cuenta con un sistema óptico para la puntería.

Sending
User Review
0 (0 votes)